¿RESFRIADOS FRECUENTES?

Los resfriados frecuentes suponen un problema ciertamente pesado para muchas personas. De hecho, acaban por afectar a nuestras rutinas diarias, por ejemplo, representan uno de los mayores motivos de ausencia del trabajo. A continuación, vamos a intentar arrojar un poco de luz sobre una de las enfermedades más comunes que sufrimos.

Decimos que estos resfriados son frecuentes no solo porque los podemos observar en numerosas personas de nuestro círculo de relaciones, sin ir más lejos también consideramos que la frecuencia se hace notar en la cantidad de veces que una misma persona puede tener la enfermedad durante el año.

Esta relativa facilidad de contagio se debe a que las vías principales por las que este sucede son la aérea y el contacto físico. Ten en cuenta que puedes entrar en contacto con las partículas del virus cuando, por ejemplo, toques un pañuelo o el pomo de una puerta que antes hayan estado en manos de la persona infectada. En este sentido, más claro aún es el caso de estrechar la mano de otra persona.

Otro factor que has de valorar y te debe hacer tomar precauciones adicionales es que los demás te pueden contagiar en sus dos o tres primeros días de tener la enfermedad. Más o menos, tú tardarías el mismo tiempo en sentir los síntomas del resfriado.

Cuatro fases del resfriado común

  • La primera es la de incubación y dura entre tres días y una semana.
  • La siguiente se caracteriza por los dolores musculares y una debilidad general y se extiende durante un día o dos.
  • El cuadro clínico característico posterior (congestión, dolor de cabeza, fiebre, etc.) se alarga entre tres y cinco días más.
  • Por último, llega la resolución, pues volverás, salvo que no mejores y contraigas otra infección más fuerte (sinusitis, neumonía…)- a respirar con normalidad.

En resumen, estas son las causas que hacen que padezcas resfriados frecuentes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *